3 outfit para ir al gimnasio

¡Buenos días!

Las que me seguís por Instagram pudisteis comprobar que la semana pasada me preparé mi bolsa para ir al gimnasio y volver definitivamente a mi rutina.

Volver a leer la frase. ¿Pilláis el sarcasmo? Yolanda se preparó la bolsa el lunes no implica que Yolanda fuera al gimnasio el martes, ni el miércoles…ni el resto de la semana.

Pues sí señoritas, pese a tener la bolsa preparada y en el coche no he ido al gimnasio. Si os preguntáis el motivo es porque a mi hijo mayor (es dos minutos mayor así que cuenta como mayor) le dio el lunes por la noche por tener ataques de tos… de estos de los que no duerme ni Rita, pues así. Y como no hay dos sin tres, pues el pequeño fue el martes y ya todo desencadenó a un “intenta ir a pata a todos los sitios y de alguna forma harás algo de ejercicio”.

Y, ¿por qué os digo todo esto? Porque una chica como yo “que va mona siempre” también tiene que ir mona en el gimnasio y en el post de hoy quiero mostraros tres conjuntos que suelen estar siempre en mi bolsa.

Comprobaréis que hay productos que son de marca y que son de temporadas pasadas pero, al fin y al cabo, es ropa deportiva y cuanto más llamativo mejor.

Como podéis comprobar en este conjunto soy una fanática de las mallas con colores o dibujos extravagante. No me digáis por qué pero el tamaño de mis posaderas es proporcional a la atracción que siento por las mallas estridentes pero siempre contrarrestando en la parte de arriba con tops de tonos neutros y básicos. En la imagen podéis ver un modelo de mis camisetas favoritas, como no, del Decathlon. En este caso el modelo es de manga corta y suelo comprarme una talla más grande de lo que suelo usar porque me gusta que me queden holgadas en relación con los pantalones. Los pantalones de Adidas Originals de una colección que sacó el año pasado en el que se mezclan flores y pájaros a partes iguales. Unas mallas que o las odias o las amas. Yo, las amo aunque tienen un inconveniente que es que se trasparentan un poco así que tienes que acordarte si vas al gimnasio después de trabajar que tu ropa interior debe de ir acorde con tus mallas.

En mi segundo conjunto la malla más bonito que ha creado Oysho bajo mi humilde punto de vista y es ésta con un dibujo de una playa. Al contrario que las otras que bajan hasta el tobillo estas se quedan un poco más bajo de la rodilla. Me encanta ponérmelas en primavera porque me ponen tonta (soy de interior, no puedo evitarlo) y me dan un chute de lo que me espera en verano. Además llevan dos de mis colores favoritos que son el turquesa y el azulón. ¿Con qué las combino? Con las famosas camisetas del Decathlon pero de tirantes tipo nadadora. Me parecen perfectas, con multitud de colores, económicas y dan un resultado excelente. Me encanta ponerme estos tops cuando hago pesas porque me gusta la libertad que dan en los brazos.

Para acabar, el outfit que podríamos decir que es el más discreto de los tres. Mallas hasta el tobillo, también de Adidas, que me costó conseguir un dolor y camiseta de tirantes amarilla fosforita de Decathlon.

Como podéis comprobar me encanta la firma Adidas sobre todas las cosas aunque si me preguntáis el por qué no os voy a saber responderos.

Para camisetas, siempre elijo Decathlon por lo que ya os he dicho. Creo que tengo como una docena de camisetas de diferentes colores y formas y creo que el resultado es óptimo porque sigo usando camisetas que usaba hace 6 años y siguen estando perfectas.

Otro día os hablaré de lo que llevo dentro de la bolsa pero tengo que pulirlo ya que llevo muchas cosas dentro que voy a tener que sacar si no quiero acabar con problemas de espalda.

Por cierto, que si os hablo de tres outfits es porque siempre llevo en la bolsa tres conjuntos diferentes y luego en el gimnasio elijo cual me pongo. ¿Por qué? Fácil, porque si tengo calor me pongo algo más ligero o me visto según me encuentre. Saber que yo no me preparo para ir al gimnasio si no que me preparo para ir a trabajar y después voy al gimnasio.

Y vosotras, ¿sois tan discretas como yo o sois de las que va de negro riguroso?

Espero que os haya gustado este post, que es un poco diferente a lo que estáis acostumbradas a leer.

Nos vemos entre lecturas 😉

Deja un comentario